jueves, 24 de septiembre de 2009

ApoCaLIPsiS V


EL NACIMIENTO DEL DRAGÓN:

La tierra habitada y plena de vitalidad, las aguas corrieron manteniendo y propiciando la vida dentro y fuera de ella, y los cielos fueron surcados en todas sus latitudes. Y aunque ellos velaran el transcurrir del tiempo de Araziel y Lauviah, quisieron entregarles otra ofrenda más. Un obsequio para ellos, para sus hijos y para los hijos de sus hijos.

Al igual que hicieron con su carne, cogieron un pedazo de sus corazones amasándolo y dándole forma hasta que se convirtió en una esfera perfecta. Sosteniéndolo ambos entre sus manos comenzaron a cantar. Este canto hizo que el interior del gran monte de Piept comenzara a agitarse con las vibraciones producidas hasta que su parte más profunda se derrumbó originándose lo que dieron en llamar Inima.

Cuando las paredes cayeron formando esa gran cúpula, cambiaron el tono de sus voces y las rocas desprendidas fueron virando su coloración y licuándose hasta tomar el rojo tono de la incandescencia y corrieron en forma líquida por dentro de la montaña formando lenguas a las que, en conjunto, nominaron Sange.

El contraste de los vapores del río con el aire que se acumulaba en el rocoso techo proveniente del exterior hizo que se originara una peculiar atmósfera que circulaba por toda la cúpula. Salía y entraba de la gruta. A este variable viento le otorgaron el apelativo de Oftatul.

Y colocaron ambos el huevo en el centro de la pétrea sala. Pasiune lo acarició brotando de él inmediatamente unas llamas que lo envolvían mas no le consumían. Acto seguido Viata sopló sobre el embrión, comenzando a resquebrajarse...

Y así fue que, aunque su espíritu hacía ya remotos tiempos que residía en el confín del mundo, nació Dragoste. Y el gran dragón habitó en el Inima, creciendo en sabiduría y poder al servicio de Araziel y Lauviah...y de sus hijos... y de los hijos de sus hijos...



6 comentarios:

Silvia dijo...

Me encanta esta "saga"... pero dentro de poco tendré que hacerme una chuletilla con los nombres.... veremos ese Dragoste donde nos lleva...

Esas musiquillaaaas como me gustan, tengo que ponerme yo unos videos así cuando tenga tiempo!!!

Besicos

ana dijo...

Ja ja ja ja ja ja, ay Silvia, estoy de acuerdo contigo, vamos a tener que empezar a apuntarselos, aunque a mi un par de ellos me suenan bastante, ja ja ja ja ja

Diabloooooo que me está encantando este apocalipsis. DIOS MIOOOOOO UN DRAGON

Realmente hermoso y las palabras parecen cobrar vida.

Un besitoooooooo

YAIZA dijo...

Muchisima gracias amigo por tus palabras de aliento por y para mi padre.
Superó la prueba, y gracias a personas como tu, hoy me siento orgullosa de haberte conocido por este medio.

Besos.

Alex dijo...

Un relato precioso, también me está gustando esta saga.

He ido a ver "Malditos bastardos" y "Área 9", la 1ª me ha gustado y no ha sido sangrienta como otras de Tarantino, la segunda no hay queja.

Rafa dijo...

¡Que no me he olvidado de tí Diablito!

Es que siempre ando haciendo cosas, pero te digo, he leido ayer y hoy esta entrega de Apocalipsis, pero quisiera comentar con tranquilidad.

Ahora estoy acabando una 'fideua' de marisco que comemos abajo en el bar de un amigo, siempre me toca a mi cocinar, ¿será porque me gusta la cocina y los demas aprovechan?.

Luego, cuando suba comentaré tranquilo, si sigo en condiciones. Tus relatos son muy especiales, no basta decir: ¡Me ha gustado! ¡Que bonito!

Luego vuelvo.

Yo soy una persona de palabra te lo juro por la salud del párroco de mi barrio.

¡Cuidate!

Rafa dijo...

Apocalipsis (Introducción)

Lo que hoy aquí contamos pudiera parecer algo inverosímil. El mundo que hoy conocemos es solo un reflejo de tantos otros que existieron y han quedado en el olvido. La culpa de tanta ignorancia no es de nadie. Digamos que es fruto de los pocos vestigios y rastros que han perdurado hasta nuestros días.
Aunque a veces seamos incrédulos el ciclo de la vida se remonta hasta períodos impensables.
El caos y el renacer son como un invierno y primavera que se sucede sin remisión una y otra vez desde los confines de los tiempos.
Este relato que hoy cuento, no revelo las fuentes, es uno más de esos períodos en que la devastación dio lugar a un nuevo renacer. ¿De luz o de sombras? Juzgad vosotros cuando sepáis, pues os digo, que sucedió hace eras atrás. La debilitada que vivimos todos es una más, tan solo:
El orden de la cronología no cuenta pues el final y comienzo se suele repetir.
Eran tiempos de discordias. Una fina alianza se desbarató, como es y era costumbre, el más fuerte aniquiló al débil que molesta…


Al final no te he comentado na de na... me he involucrado.

Me está gustando esta saga...

Sigue así, ya nos tienes a mas de uno enganchado ...

Podría comentar pero, te digo, he leido hoy, esta tarde de comienzo a final, y va mejorando, confieso que he tomado notas de esta génesis...

Pido acción sin disculpas.

Saludo y abrazo caleverilla.